Técnicas para organizar tu tiempo

Técnicas para organizar tu tiempo

¿A ti también te encantaría que el día tuviera más horas para poder terminar tus actividades? Quizá lo único que te falta es un poco de organización.

 

Seguro te ha pasado que miras la hora y no sabes en qué se te fue todo el día porque tienes aún varias actividades sin concluir. Si te sientes identificado con esta situación, es posible que estés malgastando tu tiempo, así que te compartimos algunas recomendaciones para que logres administrar mejor tus tiempos.

 

Organiza tu propio horario

Puede que lo tuyo no sea programar las actividades, pero te invitamos a que hagas la prueba algunos días y veas si te funciona.

Se trata de enlistar lo que vas a realizar durante el día y así tener un control sobre tu horario.

 

  • Comienza por apartar las actividades del trabajo, es importante que agregues juntas, horas extras, hora de comida y todo lo que incluya tu jornada laboral.

 

  • Después pon las del hogar, como llevar a los niños a la escuela, cocinar o tareas domésticas.

 

  • Y por último la de tu tiempo personal, aquí escribe tus horarios de descanso, de entretenimiento, de pasatiempos, etcétera.

 

La idea es que así te des cuenta de cómo está distribuido tu tiempo y cómo puedes aprovecharlo mejor.  

 

Primero lo primero

Ya que tienes la visión completa de tu tiempo, toca el turno de priorizar las actividades según su urgencia. Tu yo del futuro te agradecerá evitar tantos momentos de estrés por hacer todo de último minuto.

 

También ten en cuenta eventos familiares como vacaciones o pendientes personales que vayas a tener, con el objetivo de que no te tomen por sorpresa y arruinen tus tareas rutinarias. Con actividades extracurriculares del trabajo aplica la misma estrategia.

 

Una tarea a la vez

Evita el estrés y la distracción enfocándote sólo en tu tarea, puedes ayudarte aplicando alguna técnica para mejorar tu rendimiento, como la “pomodoro”, ésta se basa en trabajar 25 minutos y después tomar 5 minutos para relajarte y así sucesivamente.

 

Si empeñas toda tu atención en una sola tarea, es más probable que la termines en tiempo y forma, o incluso antes de lo esperado. En cambio, si la haces pensando en todo lo demás, entorpecerás el proceso y te costará más trabajo terminar todo.

 

Aprovecha los espacio

Cuando tengas un tiempo "muerto", por ejemplo mientras esperas en la fila del banco, a que tus hijos salgan de la escuela o a que tu comida se caliente en el microondas, hazlo rendir y úsalo en tu beneficio, por ejemplo puedes despejar dudas, reorganizar tu lista de actividades del día o incluso hacer un pendiente sencillo.

 

También cuando te encuentres distraído o presionado, date un tiempo libre, a veces funciona más dar un respiro para organizar ideas que quedarte estancado saturando más tu cerebro; se vale que busques algún otro ambiente tanto para trabajar como para realizar tus tareas, busca un espacio que te ayude a encontrar inspiración y a que fluya tu creatividad, así te rendirá más el tiempo.

 

Regálate tiempo

Es el tip más importante, ya que en ocasiones por cumplir todas las actividades del día, nos olvidamos de las nuestras, por eso te recomendamos definir un tiempo específico para ti, en el que puedas meditar, ver la tele, practicar tu hobby favorito o simplemente relajarte y no hacer nada. Pueden ser desde 5 minutos entre tus actividades o todo el tiempo que consideres necesario, lo importante es que esto lo tomes con la importancia con la que tomas todas tus otras actividades.

 

Ahora es tiempo de que pongas en práctica estos tips, recuerda que lo importante es que dediques tiempo para tus actividades favoritas.

¿Tienes algún otro tip? Nos gustaría que nos lo compartieras en nuestras redes sociales.




Fuentes:

 

Expansión. (4 de junio 2018). La técnica Pomodoro o cómo concentrarse y ser más productivo. Recuperado en junio, de: https://expansion.mx/carrera/2018/06/03/la-tecnica-pomodoro-o-como-concentrarse-y-ser-mas-productivo